SomosAPA SomosComunicacionInclusiva
Lun, 25/11/2019 - 17:33

Luis Malvido: La renuncia de la vergüenza

Lo que hay detrás y lo que deja la renuncia del ahora ex presidente de Aerolíneas Argentinas.

Por Tráfico Prensado

El  presidente  de  Aerolíneas  Argentinas  Luis  Malvido  ha  hecho  conocer  su  renuncia  al  cargo mediante un comunicado de prensa mendaz, haciendo honor a lo que fue su gestión.

Malvido destaca un aumento del 22% en los vuelos de cabotaje en los primeros 10 meses del año  respecto de  2015. Pero omite que esto es apenas un  tercio del  66,3%  que crecieron los vuelos entre 2011 y 2015 durante la anterior gestión y que este guarismo ha decrecido un 0,2% respecto del año pasado.

Señala también como logro un aumento del 37% en pasajeros domésticos mientras que en los mismos  meses  de  2011  a  2015  el  crecimiento  fue  de  un  83,3%.  Hace  4  años  Aerolíneas Argentinas crecía al 15,2% anual en cabotaje y esta gestión lo ha reducido al 1,9% en 2018 y al 4,4% entre enero y octubre de 2019 con un mercado nacional que crece al 14%. Lo que es peor, el CEO saliente deja un octubre con un desplome del 5,4% respecto de 2018, que se suma a los derrumbes interanuales de noviembre a 2018 a febrero de 2019.

El comunicado continúa  recalcando un aumento del 11% en pasajeros del área internacional desde 2015. Pero entre 2011 y 2015 este sector creció el cuádruple, un 47,5%. La gestión del renunciante deja como resultado un 2,7% menos pasajeros internacionales en lo que va de 2019, extendiéndose a un 8,4% al incluir la gestión de su antecesor Dell’Acqua.

En  pasajeros  totales  el  año  pasado  Aerolíneas  perdió  tráfico  por  primera  vez  en  7  años.  Si hubiera crecido en estos 4 años al ritmo que lo hacía en 2015 estaría transportando 4,5 millones de pasajeros más por año, el doble de los 2,3 millones de los que se jacta el comunicado.

Malvido  también enfatiza las mejoras en la  puntualidad  de la compañía.  Pero  se va con  una puntualidad en octubre de 2019 peor a la de octubre de 2015 y con caídas interanuales en la mayor parte de su gestión desde agosto de 2018 hasta la fecha.

Sin embargo, el mayor descaro de Malvido es su aseveración de que han reducido la deuda de Aerolíneas  cuando  hasta  la  Auditoría  General  de  la  Nación  advierte  el  elevado  nivel  de endeudamiento  al  que  han  llevado  a  la  empresa  con  pérdidas  crecientes  y  subsidios decrecientes. Han aumentado el pasivo y reducido el patrimonio de Aerolíneas. Y fue también bajo  su  presidencia  que  el  gobierno  tuvo  firmó  un  Decreto  de  Necesidad  y  Urgencia  para autorizar un préstamo del Banco Nación porque la compañía no podía afrontar los pagos por la compra de la flota Embraer de Austral.